Una pelea entre ZEC y el Arzobispado por el dominio de la Seo y La Magdalena

La Magdalena y La Seo, dos templos de culto católico de nuestra ciudad, ahora son objeto de enfrentamiento entre dos bandos contrarios, el partido del Gobierno del Ayuntamiento de Zaragoza, ZEC (Zaragoza en Común) y el Arzobispado de Zaragoza. El motivo de la disputa es la forma en la que se inmatricularon los dos inmuebles. Ambas partes recurren a discursos muy distintos, por lo cual, solo la ley será la única capaz de dar luz a este desencuentro.

“Están reclamando que templos como La Seo o La Magdalena no sean de titularidad de la Iglesia sino pública. Apelando todo a que por ley, se registraron de forma ilegal, en contra de la Constitución y en contra de la propia ley hipotecaria”, explicó Rocío Álvarez, periodista que trabaja en la Delegación de Medios del Arzobispado de Zaragoza. Fernando Rivarés, portavoz del Ayuntamiento afirmó que la demanda judicial interpuesta al Arzobispado es para anular del registro su dominio en los dos inmuebles porque contraviene a la legislación hipotecaria vigente y, con ello, esclarecer la propiedad de esos
bienes.

Inmatriculación es una palabra que no aparece en el Diccionario de la Real Academia Española por lo que para encontrar su significado hay que utilizar un buscador de Internet. En este caso se ha utilizado la primera opción que ofrece Google. Por lo tanto, inmatriculación es el acceso por primera vez a las actas del registro de la propiedad de un inmueble. Ha de ser siempre de dominio, público o útil, y puede darse el caso de que exista el inmueble antes de estar inscrito en el registro.

Los dos bandos en este enfrentamiento hacen referencia a la reforma de la Ley Hipotecaria de José María Aznar de 1998. Por un lado, el Arzobispado manifiesta que “la reforma de la ley hipotecaria de Aznar había levantado ese veto de no poder registrar los templos de culto”, a lo que añade, “también hay una declaración de la Dirección General de Registros y Notariado de 2001 que avalaba todas las inmatriculaciones e inscripciones registradas hasta la fecha”.

Torre de la Magdalena

Por el otro lado, organizaciones como MHUEL (Movimiento Hacia Un Estado Laico) apela: “Entre los años 1987 y 1988, el entonces Arzobispo de Zaragoza, Elías Yanes Álvarez, inmatriculó, aun a sabiendas de estar expresamente prohibidos numerosos bienes inmuebles dedicados al culto entre los que se encuentran La Seo del Salvador y la iglesia de La Santa María Magdalena” y, refiriéndose a la reforma de Aznar continúa: “Al realizarse estas matriculaciones diez años antes de que la ley se aprobara, se encontraban fuera de ésta y por tanto, en fraude de la ley.”
En el BOE a fecha del 3 de enero de 1979 se publicó el Acuerdo entre el Estado español y la Santa Sede sobre asuntos jurídicos, en su artículo I.4., en su segundo párrafo se  expone lo siguiente: “Las Órdenes, Congregaciones religiosas y otros Institutos de vida consagrada y sus provincias y sus casas que, estando erigidas canónicamente en esta fecha, no gocen de personalidad jurídica civil y las que se erijan canónicamente en el futuro, adquirirán la personalidad jurídica civil mediante la inscripción en el correspondiente Registro del Estado […]”.

En cuanto a su servicio al público, MHUEL expone en su página web: “La Seo permaneció cerrada 22 años al público hasta que las administraciones públicas destinaron 15 millones de euros para su restauración y mantenimiento”. La iglesia de La Magdalena también se encuentra actualmente en reformas desde el año 2002, aunque La comunidad cristiana de la Parroquia de la Magdalena sigue funcionando.

El Consejo Pastoral de la iglesia de La Magdalena, ante esta gran polémica lanzó un manifiesto dando su punto de vista en este asunto: “Desde siempre ha sido propiedad de la Iglesia y ha estado dedicada a la vida de La comunidad cristiana, siempre al servicio del barrio. La Iglesia Parroquial de Santa María Magdalena de Zaragoza aparece ya mencionada en un documento del año 1126, según un estudio de José María Lacarra. Y, que el templo actual puede datarse en la primera mitad del siglo XIV y que ha sido objeto de diversas restauraciones. La reforma barroca se hace en el siglo XVIII”.

Tanto ZEC como MHUEL expresan que no van en detrimento de la fe y el culto de La comunidad cristiana de Zaragoza al reclamar el dominio de ambos inmuebles. A esto, Rocío Álvarez opina que “hay un deseo de desprestigiar a la Iglesia y no reconocer su labor. Se apela a ese discurso histórico de que la Iglesia debe estar fuera del ámbito público. Hay un ánimo en determinados movimientos políticos e ideológicos de la sociedad de quitar a la Iglesia del medio”.

“El portavoz del PP se ha manifestado ante todas estas iniciativas que está tomando el ZEC. El presidente del Ayuntamiento y el PSOE también están diciendo que está mal enfocado el tema. Un tema que desde el punto de vista político ya se está tomando como ridículo. Ya hay que empezar a decir cosas obvias. Los templos dedicados al culto religioso y al culto católico son de la Iglesia porque son los que los llevan, los que los están manteniendo, los que están manteniendo una comunidad viva que no hay que olvidar”, declaró Rocío Álvarez.

El plazo de prescripción es de 30 años, el 5 de abril en el caso de La Seo y el 8 de La Magdalena, antes de que se agote el plazo, el Ayuntamiento tiene que denunciarlo. Si no se da el caso pasarán a pertenecer a la Iglesia.

Laura Juan Lahuerta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *