Se aprueban los Presupuestos Generales del Estado 2018

Aitor Esteban (PNV) saluda a la bancada popular | AFP
Aitor Esteban (PNV) saluda a la bancada popular | AFP

El pasado miércoles, con el apoyo del PNV, el Gobierno ha conseguido sacar adelante los Presupuestos Generales del Estado para este año, que cuentan con un total de 327.955 millones de euros. Esto supone una subida del 3% con respecto a los de 2017.

La partida en la que más dinero se va a invertir es al gasto social, al que se le calcula un gasto de 185.154 millones de euros. La siguiente partida que más ingresos recibirá, son las transferencias a otras administraciones, con más de 47.000 millones de euros. A la deuda pública se destinan cerca de 33.000 millones de euros. Servicios públicos generales, y “otros” (que incluye I+D, infraestructuras o industria y energía) reciben alrededor de los 25.000 millones de euros. Orden público y seguridad recibirá algo más de 10.000 millones de euros para este año, y Defensa, cerca de 9.000 millones. Las tres partidas menos beneficiadas son: Sanidad (7.719 millones), Agricultura, pesca y alimentación (7.511 millones) y Educación (3.438 millones).

Estos presupuestos están marcados por varios hechos. El primero de ellos, el aumento de las partidas destinadas a pensiones de jubilados y al sueldo de los funcionarios. Con respecto a 2017, el Estado va a destinar 5.400 millones de euros más a las pensiones. Además, el Estado gastará cerca de un 2% más en el sueldo de los funcionarios.

Sin duda Cultura ha salido muy beneficiada en los presupuestos de este ejercicio. En primer lugar, porque estas cuentas incluyen una rebaja del IVA cultural de un 21% a un 10%; y después, la partida destinada a Cultura ha subido un 4.4% respecto a 2017. Los gastos destinados a Defensa aumentan un 10,7%, aunque sea la cuarta partida que menos dinero recibe.Educación también notará grandes cambios este año. Aunque su partida sea la menos beneficiada, el presupuesto que Educación destina a la concesión de becas aumentará en 50 millones de euros. Servicios sociales (como por ejemplo, la ayuda a la dependencia) recibirá este año un 4% más, e Infraestructuras, más de un 12% de subida.

Desde el año 2009, el presupuesto que se destinaba a la Casa Real ha sufrido congelaciones y disminuciones, pero por segunda vez consecutiva desde tal año, la partida de la Casa Real aumenta un 0,9%, llegando casi a los ocho millones de euros.

Los presupuestos ¿en peligro?

Las cuentas para este año podrían peligrar tras la moción de censura que el Partido Socialista Obrero Español ha presentado contra el gobierno. La aprobación definitiva de estos presupuestos está prevista en el Senado el próximo 19 de junio. Si la moción de censura prosperase tras esa fecha, los PGE estarían ya totalmente aprobados, por lo que no se verían afectados por la moción. Si el PSOE ganase la moción de censura antes de la aprobación definitiva de los presupuestos, el Senado seguiría siendo mayoría del Partido Popular, por lo que Pedro Sánchez se vería en la obligación de disolver las Cortes para así evitar su aprobación. En este caso, el PSOE deberá realizar una prolongación de los presupuestos de 2017 para acabar el ejercicio. El segundo caso posible sería que Sánchez ganase la moción de censura, pero tras la aprobación de los presupuestos. En este caso, Sánchez y su gobierno en funciones deberían gobernar con las cuentas establecidas por el Partido Popular para este ejercicio, aunque se convocasen elecciones.

Aunque si la moción de censura prosperase tras la aprobación de los presupuestos, Sánchez no se vería obligado a cumplirlos en su totalidad, puesto que el artículo 134 de la Constitución Española recoge que el gobierno puede presentar disminuciones y aumentos del gasto público. Según el reglamento, y por la fecha en la que fue presentada, la moción de censura no podrá ser celebrada hasta la semana del 4 de junio.

Javier Bruñén Fabro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *