El Real Zaragoza se despide de la temporada con una derrota

El Real Zaragoza perdió este sábado 1-2 frente al CD Tenerife en el último partido de la temporada. A pesar de las numerosas ocasiones del equipo maño, un gol desde el medio del campo y otro a balón parado dieron un triunfo muy importante al Tenerife para consolidarse en la cuarta posición de la tabla.

El equipo maño quería dar una última alegría a su afición con una victoria en el último partido para no acabar con un mal sabor de boca, después de la inesperada temporada, luchando incluso por evitar el descenso a la Segunda División B.

La previa del partido empezó con una noticia muy importante para el Real Zaragoza y es que Laínez, había sido renovado para continuar en la entidad blanquiazul como entrenador del Deportivo Aragón, deseo que había expresado desde el primer momento en que empezó a dirigir al primer equipo.

Sin embargo, no eran las únicas noticias. A esta se unieron las declaraciones de Ángel deseando una victoria del CD Tenerife con tal de acabar pichichi, o la posible retirada de Cani al final de temporada. Laínez opinó: “Son situaciones individuales que han surgido, respetables todas, pero a mí personalmente la que mas me dejaba tocado era la de Ángel. Para mí hubiese sido un refuerzo como entrenador haber acabo entrenando al pichichi de Segunda división, pero las palabras no fueron acertadas y un jugador que antepone lo individual a lo colectivo…”

El partido comenzó con una clara declaración de intenciones por parte de César Laínez de introducir a la máxima cantidad de canteranos posibles debido al partido que significaba. Los cambios más relevantes en el once inicial fueron Saja en la portería, el cual jugaba su último partido como profesional, Lasure, recién subido al primer equipo, de lateral, junto a un inhabitual Valentín en el centro de la defensa. Otro de los cambios destacados fue Raí en la delantera, jugador que ya había debutado con la elástica blanquiazul.

La primera parte comenzó con un intento por parte del Real Zaragoza de encontrarse cómodo en el campo después de la revolución que había sufrido el once inicial, con algún desmarque por parte de Raí.

Sin embargo, el Tenerife fue el primer equipo en adelantarse en el partido, por obra de Perdomo, el cual sorprendió disparando a portería desde el medio campo, con tan mala fortuna de que rebotó en el larguero, y acabó dándole al propio guardameta zaragocista, colándose en la portería. A pesar de ello, el Zaragoza respondió con una buena acción en el minuto 36 en la que sería la primera ocasión clara del delantero Raí.

Finalmente, la primera parte terminó con el 0-1 en el luminoso y con un Tenerife que consolidaba así su cuarta posición, obteniendo el factor cancha frente al Cádiz.

La segunda mitad comenzó con la mejor ocasión del Real Zaragoza hasta el momento, en el minuto 52, con una buena acción de Cani marchándose de su marcaje, dejando a portería vacía a Raí para marcar, con la mala suerte de que rebotó en un rival y el disparo se marchó al larguero. Sin embargo, esto solo fue un espejismo, ya que en el minuto 58, el Tenerife volvió a marcar, esta vez a balón parado, tras un córner rematado por Ruiz.

Con el 2-0 en el marcador, Laínez hizo debutar a “Guti”, el cual fue sustituido por Pombo, diez minutos más tarde, lo que se consolidó como su debut con el Real Zaragoza en el primer equipo.

Finalmente, tras varias ocasiones por parte de los dos equipos, Guti consolidó su debut marcando su primer gol con el primer equipo tras un buen pase atrás de Isaac Carcelén, probablemente, el primero de muchos.

Por lo tanto, el marcador no se movió más, y el partido terminó 1-2 en un encuentro donde se pudo ver que el equipo tiene cantera suficiente para jugar en la Segunda División. Con este partido, el Real Zaragoza termina una temporada muy criticada por su posición y por el mal juego del equipo, mientras que el Tenerife continúa con el sueño de los playoffs de ascenso a Primera División, en los que se enfrentará al Cádiz.

En cuanto al partido, Laínez afirmó: “Triste por la derrota, es cierto que el partido estaba roto, ambos teníamos ocasiones, pero hemos acabado jugando con 3 o 4 jugadores que estaban jugando en Tercera División, y me voy contento por eso, pero a nivel general, cuando uno pierde, en el ultimo partido en casa, nunca puedes quedar satisfecho”.

Respecto a la temporada, el entrenador la resumió en varios aspectos:”Nuestra forma física no ha sido la adecuada para competir los 90 minutos, sobre todo en el tramo final de liga, mientras nos ha durado el físico hemos estado en los partidos, en el momento en que bajamos esa intensidad defensiva y volvía el fantasma de los últimos minutos, el equipo se echaba atrás, jornada tras jornada. Solo la regularidad y una plantilla competitiva te permite optar a cosas mayores”.

Por lo tanto, el sueño del ascenso del Real Zaragoza tendrá que esperar de nuevo hasta el siguiente año, en el cual tienen que hacer muchos cambios si quieren disputar el oro en la categoría, además de adquirir una buena capacidad física, que en muchas ocasiones les ha faltado, y que ha acabado costando muchos partidos.

Pablo Palomares

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *