El juez aplaza la entrega de Puigdemont a España

Puigdemont y los cuatro exconsellers cesados cenan con un diputado nacionalista belga.

Carles Puigdmeont y los otros cuatro exconsellers han comparecido este viernes ante la justicia del país belga. La fiscalía ha pedido la extradición de todos a ellos a España, pero el juez ha decidido ampliar los plazos, volviéndolos a citar para el 4 de diciembre. En la sesión del 4 de diciembre los acusados podrán presentar alegaciones y, diez días después, el magistrado tomará una decisión.

Este viernes también finalizó el plazo para presentar las listas de los partidos para las elecciones catalans del 21 de diciembre. Tras las dudas y los rumores, el expresident liderará las listas de Junts per Catalunya. El encarcelado Jordi Sánchez de la Asamblea nacional Catalana (ANC) aparece en segundo lugar. Los exconsellers en prisión predominan en las listas, exceptuando los del PDeCAT, relegados a un segundo plano. La lista soberana única no ha sido posible: Oriol Junqueras será el número uno por Esquerra Republicana. Marta Rovira se queda con el número dos de la lista.

Lista de Junts per Catalunya Barcelona presentada por Carles Puigdemont en Twitter.

Respecto al resto de partidos, Xavier Domènech lidera en los comunes, Carles Riera en la CUP, Inés Arrimadas en Ciudadanos, Miquel Iceta en el PSC y García Albiol en el PP.

Las acusaciones de Marta Rovira al Gobierno

La precampaña del 21-D comenzó intensa esta semana. La secretaria general de ERC, Marta Rovira, acusó a Rajoy y su gobieno de “amenzar” por “múltiples vías” con enviar al ejército a Cataluña  y con “muertos en las calles” si declaraban la independencia unilateral. Rovira no aclaró las fuentes de sus palabras pero dijo que eran “muy contrastadas y fiables”. La respuesta del Gobierno central fue inminente: “Es una verguenza, una enorme mentira. En la vida no vale todo. Cada uno puede defender sus posiciones como quiera, pero esto es intolerable”, declaró Rajoy desde Gotemburgo en la Cumbre Social de la Unión Europea. “A mi no me oirán más que el respeto y acatamiento de las decisiones de los tribunales de justicia”, añadió.

En la misma linea siguieron las palabras de Íñigo Méndez de Vigo, portavoz del Gobierno, quien calificó las palabras de la líder de ERC de “burda patraña” y “mentira miserable”: “Los dirigentes secesionistas se han acostumbrado a mentir. Dijeron que tendrían apoyo europeo. Nos dijeron que las llamadas estructuras de Estado estaban totalmente organizadas. Puigdemont dijo que aceptaría las responsabilidades políticas y miren dónde está”.

El independentismo quiere otras elecciones en 2018

El bloque independentista no se encuentra nada cómodo con las elecciones del 21-D convocadas por el Gobierno Central. Por eso, su idea es la de convocar unas nuevas elecciones en 2018 sin lo que ellos llaman “presos políticos”.

Unos resultados el 21-D similares a la correlación de fuerzas actual sería una victoria para el independentismo. Mientras tanto, Europa exige una solución política a Rajoy.

Miguel Nadal

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *